Anuncios

La intendente recibió al Coordinador Técnico de Vialidad Provincial

San Martín de los Andes – La intendente Brunilda Rebolledo, recibió –este viernes- al Coordinador Técnico de Vialidad Provincial, Juan Carlos Schenk. En el encuentro analizaron la marcha de las obras sobre la Ruta Provincial 62, dentro del ejido de la localidad. Rebolledo, estuvo acompañada por el secretario de Gobierno, Ramón Asmar.

En este contexto, el responsable del organismo provincial, detalló a la Intendente Municipal y al Secretario de Gobierno, los alcances de la obra que el organismo provincial se encuentra llevando adelante en el camino a Lolog.

Schenk, llevó tranquilidad a las autoridades municipales respecto a las medidas de seguridad que -desde Vialidad Provincial- se están instrumentando en el marco de los trabajos que se están realizando en esa zona de la localidad. Y adelantó que, en los próximos 20 días, se comenzará con la colocación de la carpeta asfáltica entre el tramo desde donde hoy comienza el ripio hasta la zona del terraplén que divide los dos carriles y desde la zona del terraplén hacia arriba.

La mayor parte de la obra antes del invierno

“Vamos a terminar la mayor parte de la obra antes de la temporada de invierno”, aseguró Schenk, y explicó que solo quedarán alrededor de 800 metros para asfaltar luego del invierno, lo que permitirá llevar el asfalto hasta el acceso a Laguna Rosales.

“Los trabajos sobre el terraplén, están sujetos a algunas obras menores que está llevando adelante el EPEN en el lugar”, explicó el funcionario, pero adelantó que “a partir del acuerdo que firmamos junto al Defensor del Pueblo, vamos a trabajar sobre el terraplén también para disminuir el impacto visual con una revegetalización del muro y con un sistema de riego por goteo”, dijo Schenk.

Más seguridad en la zona del terraplén

Juan Carlos Shenk, informó a la Intendente Rebolledo, que se intensificarán las medidas de seguridad en la etapa de finalización del muro que divide los dos carriles de la ruta. Y destacó que la obra del asfalto, mejorará la situación de las temporadas de invierno, ya que “se podrá trabajar con sal, para evitar que se congelen las calzadas”.

Un proyecto que se adaptó a las necesidades del lugar

Por otra parte, el funcionario provincial, recordó a las autoridades municipales, el proceso previo a la realización de la obra y cómo hubo que ir adaptando la misma a las necesidades y los avances que se habían hecho en el lugar.

“Uno de los problemas que tuvimos allí, fue el ancho de la zona de camino”, remarcó el funcionario. “Era una realidad que teníamos que se aprobaron los loteos, sin darle intervención a Vialidad, por eso hoy es imposible pensar –por ejemplo- en la posibilidad de hacer calles colectoras”, agregó.

“Las obras particulares que los vecinos hicieron para ingresar a sus lotes, también fueron limitando la obra y el espacio para poder seguir avanzando”, explicó Schenk, aunque dijo que a pesar de ello “siempre se siguió adelante”.

Un ejemplo de la readaptación del proyecto, está en la incorporación de las rotondas. “Se va a avanzar con rotondas, no estaban en el proyecto original, pero lo fuimos anexando para mejorar las condiciones de seguridad vial”, explicó Schenk.

Finalmente, el funcionario, dijo que el objetivo es “buscar soluciones colectivas, no personales” a los vecinos que viven en esta zona de la ciudad.

Por su parte, la intendente Brunilda Rebolledo, dijo que “comprendo la preocupación de los vecinos”, y remarcó que “hemos recorrido el lugar en varias oportunidades con los funcionarios de vialidad, con nuestro funcionarios; debemos enmarcar todo esto en la situación en la que se toma la decisión política de llevar adelante la obra”.

“Tiene un gran valor haber tomado esa decisión” de avanzar en la obra, dijo la intendente y finalizó destacando que “a pesar de todas las dificultades, se sigue adelante”.

Info: Prensa Municipal

Anuncios