Anuncios

Randazzismo rechazó la última oferta de unidad en el PJ y ratifica que irá a las PASO con lista propia

Buenos Aires – El randazzismo rechazó la última oferta de unidad propuesta por el cristinismo para armar una lista única y ratificaron que su objetivo es presentarse en las PASO del PJ contra viento y marea, aunque saben que se avecina la tempestad judicial.

“La unidad existe, lo que no existe es la decisión nuestra de aceptar una lista única armada de espaladas a la gente”, subrayó Alberto Fernández, tras escuchar las repercusiones del cónclave de Máximo Kirchner con los intendentes más “fieles” de la Primera y Tercera Sección electoral. El vocero de ese encuentro en el Instituto Patria fue Jorge Ferraresi.

Según el intendente de Avellaneda, la candidatura de Cristina de Kirchner a senadora por la provincia de Buenos Aires está “confirmada”. Como anticipó ámbito.com el martes por la tarde, esa decisión implicaba una última oferta a Florencio Randazzo para encabezar la tira de diputados, pero con la condición de que si el exministro no la acepta, no se le permitirá competir dentro del Justicialismo y se abriría el pleito judicial para definir los candidatos del peronismo.

La respuesta del jefe de campaña de Randazzo no tardó en llegar. “La lista de unidad no es el cargo que le toca a Randazzo. Si él estuviera preocupado por los cargos sería gobernador de la provincia de Buenos Aires. Estamos discutiendo el método, ¿cuándo hablan de unidad no sé de qué hablan? ¿Del cargo que le toca a Cristina? No se eligen cargos, se eligen listas. Ellos lo simplifican en que la lista de unidad es que Cristina vaya de un lado y Florencio del otro, pero no es esa la discusión. La discusión es lo que queremos representar y expresar. El punto de partida es: ¿por qué no le preguntamos a la gente qué es lo que quiere?”, replicó el dirigente peronista en diálogo con Radio Cultura.

Según el exjefe de Gabinete, con la “metodología” de Cristina “decidiendo” los candidatos el peronismo lleva dos elecciones perdidas, la de 2013 y la 2015. “¿Qué les hace pensar que haciendo lo mismo vana a tener otro resultado?”, se preguntó. “Es incomprensible”, se respondió.

Para Fernández, con el kirchnerismo puro y duro hay puntos de acuerdo, algunas diferencias metodológicas y otras conceptuales. La coincidencia es que están “preocupados por el presente” y que tienen una crítica hacia el gobierno de Mauricio Macri similar a la de Cristina. “Es lo que nos convoca a un espacio común”, justificó.

La diferencia metodológica radica en la necesidad o no de una interna abierta. “Creemos que después de todo lo que pasó es necesario que la gente se exprese y eso no se logra con la lista de unidad, que es un acuerdo entre dirigentes, no es una convocatoria al votante”, expresó.

El desacuerdo conceptual es por quién se debe hacer cargo de las fallas en la gestión K y las derrotas electorales del PJ. “No podemos pedir el voto de la ciudadanía sin revisar lo que se hizo mal. En los últimos 12 años hubo aciertos, desaciertos y hubo pecadores que tuvieron que hacerse cargo de sus pecados, eso lo tenemos que hablar de cara a la gente. No podemos salir a la cancha haciendo de cuenta de que nada pasó. La teoría de que lo que están en discusión es el futuro no va”, remarcó.

Fernández aseguró que la idea de que Cambiemos convoque a sus seguidores a votar en contra la expresidente en una interna es un “disparate absoluto”. “Escuché decir que el PRO iba mandar gente a votar a la interna por Randazzo. Si el PRO nos manda gente, es gente que lo deja de votar a él, ¿si destinan el 15% de sus electores para general a Cristina, eso quiere decir que después de las PASO va a tener 10% y va a enfrentar la elección general a la vista de la todo la ciudadanía con una PASO que lo bajó de 25% a 10% y que el PJ tiene 60%? Es un disparate”.

Por último, Fernández explicó el mutismo del exministro. “No salió a hablar abiertamente por una cuestión táctica. No sabemos a quién tenemos enfrente, si quieren participar o no, si quieren que sea Cristina o sea otro, la verdad es que no lo sabemos. Y es muy difícil construir un discurso y un candidato sin saber a quién estamos enfrentando. Pero cada vez falta menos tiempo y esperamos que en breve eso se ordenará”, concluyó.

Otro randazzista que ratificó la voluntad de presentarse en las PASO del PJ fue Fernando “Chino” Navarro. “Tenemos un candidato que es Florencio Randazzo y vamos a ir a las elecciones porque todo esto que están planteando estos compañeros es un disparate político y jurídico. No pueden evitar que vayamos a las elecciones”, lanzó el dirigente del Movimiento Evita en declaraciones a Radio Con Vos.

El diputado provincial remarcó que el propio apoderado del PJ Jorge Landau, que “es un dirigente que está más cercano a (Fernando) Espinoza y a Cristina que a nosotros, ayer fue categórico: no hay una sola posibilidad legal de que nos impida ir a las elecciones”.

Para Navarro, el kirchnerismo pretende “una lista de pensamiento único, una lista de subordinados” y en tal sentido afirmó que el randazzismo aspira a “una lista que se construya en el consenso y para que haya consenso primero tiene que haber disenso, debate y después que se elija. Y qué mejor que elija la gente”.

“Si en el seno del peronismo no podemos coincidir, acordar un mecanismo de selección de candidatos o un programa común, ¿te imaginás fuera del peronismo o construyendo un frente para frenar a (el presidente Mauricio) Macri? Esa práctica autoritaria, sesgada, soberbia, prepotente termina siendo funcional a Macri”, disparó.

El senador nacional Juan Manuel Abal Medina, otro de los impulsores de la precandidatura de Randazzo, habló de proscripción. “Hay algunos sectores que siguen confundiéndose, creyendo que es una interna partidaria, no se dan cuenta de que es una ley, y que hablan prácticamente de proscribirnos”, criticó Abal Medina, en diálogo con Télam Radio.

Nota publicada en ámbito.com

Anuncios