Anuncios

Las dos caras de la Plaza Centenario

San Martín de los Andes – Mientras está programada para mañana sábado a las 19:30 hs. la inauguración del Paseo del Rosedal de la Plaza Centenario, cuyo ingreso es por la calle San Martín, la zona que da a la esquina de Julio A Roca y Coronel Díaz, en algún momento funcionó como espacio de esparcimiento para niños está con la mayoría de los juegos rotos e inutilizables.

Este espacio público, en el que ahora se desarrolló una moderna galería comercial, hace más de un año que no cuenta con la calesita, apta para personas con discapacidad motora y desde comienzos del año pasado el pequeño tobogán de tubos para niños más pequeños está clausurado con un panel de madera que hace a las veces de elemento de seguridad, y en algún momento tubo unas cintas de peligro sobre los soportes metálicos.

Lo que todavía funciona, y no por el trabajo de mantenimiento, sino por su durabilidad, es la hamaca preparada para silla de ruedas, aunque sin la cadena que permite autocolumpiarse a quien se encuentre dentro.

Como muchas otras plazas ubicadas en los barrios de la ciudad, los juegos para los niños no tienen mantenimiento, o están en reparación permanente. Sin embargo, en el caso de la Plaza Centenario, conociéndose la inauguración del Paseo del Rosedal, en el que desde hace meses viene trabajando la Agencia de Desarrollo Económico, parecía que el espacio de juegos iba a llamar la atención de algún responsable del sector.

Anuncios