Anuncios

Aluminé: Buscan restos de un bebé que habría nacido el jueves

Aluminé – Toda la ciudad de Aluminé y alrededores continúan consternados, es que por más búsqueda que se realiza por todos lados, el cuerpo del bebé no aparece. La madre es la misma joven mujer Pamela Torres Antilef, quien a pocos días de ser enjuiciada por asesinar a su bebé recién nacido el año pasado, repitió la maniobra.

Claramente el hecho dejó mudos a los vecinos de la localidad y a los propios investigadores judiciales y policiales. Aparentemente el hecho ocurrió entre la noche del jueves y la madrugada del viernes. De acuerdo a los datos que maneja la justicia, la mujer dio a luz un bebé cuya edad gestacional, se estima entre 6 y 8 meses, no pudo ser determinada y lo hizo desaparecer. Poco después ingresó al hospital con una fuerte hemorragia y desde allí fue derivada de urgencia al nosocomio de Zapala, donde hoy domingo permanece internada bajo custodia policial.

En la jornada del sábado un equipo de especialistas en rastreo con perros trabajó en Aluminé pero sin resultados positivos. “Se continúa con la búsqueda pero si el cuerpo no aparece no hay imputación posible”, explicaron fuentes judiciales. De todas formas trascendió que la fiscal Laura Pizzipaulo imputó a la hermana de Torres Antilef como partícipe necesaria de la maniobra.

La acusada vivía junto a su hermana y alejada de sus tres hijos desde el año pasado, cuando asesinó a su bebé recién nacido.

Hace pocos días la justicia había determinado que la causa por el primer hecho, ocurrido el 22 de abril del año pasado, irá a juicio y la única acusada, Pamela Torres Antilef, deberá enfrentar un proceso por jurados. La figura legal que afrontará es una de las más graves: homicidio agravado por el vínculo y la alevosía. En caso de ser hallada culpable sólo tiene una condena posible: perpetua.

Así lo determinó la jueza de Zapala Carolina González quien hizo lugar al planteo de la fiscal Laura Pizzipaulo y concedió la realización del juicio por jurados para resolver la causa.

Para el ministerio Público Fiscal, Torres Antilef dio a luz en su casa y por sus propios medios. Alcanzó a cortar el cordón umbilical y luego asfixió a la beba. Más tarde, la arrojó ya inerte en una bolsa de consorcio.

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: