Anuncios

Una receta muy sencilla, económica y saludable para toda la familia

Por Paulina y Román –

Hoy les vamos a compartir una receta genial, la receta de la fainá. Se trata de un alimento muy noble porque es a base de harina de garbanzos. Se puede comer con la pizza, como tradicionalmente se ha hecho o bien, como un aperitivo en sí mismo. Hay quienes gustan de usarla como base sobre la cual ponen verduritas, cebollita caramelizada o cualquier aderezo casero como mayonesa de zanahoria. Otros la comen así nomás, por las tardes cortada en cuadraditos con el mate. A los niños y las niñas suele encantarles porque es un alimento de sabor suave y sabroso. Y siempre está quien hace pizza de fainá, agregándole arriba salsa y queso. Acá les compartimos la receta de la fainá para que ustedes incursionen en sus distintas posibilidades.

Ingredientes:

250 grs de harina de garbanzos (se puede conseguir de muy buena calidad en Almacén Ser Natural)
600 mililitros de agua
una cucharadita de sal (si es marina, mejor)
pimienta a gusto
1 cucharada sopera de aceite (si es de oliva, mejor)

Nota: Esta misma receta se puede hacer con harina de arvejas y queda también espectacular.

Preparación:
Prender el horno en temperatura media. En una tartera, echar una cucharada de aceite y meterla cinco minutos en el horno. Mientras tanto, en un boul, mezclar (si es posible con batidor de mano y si no, con tenedor) el harina de garbanzos con el agua. Batir un poquito hasta que la mezcla, bien líquida, quede homogénea. Agregar la cucharadita de sal marina y la pimienta. Sacar la asadera con el aceite caliente, esparcir bien el aceite por todo el molde. Echar sobre esa tartera la preparación líquida de harina de garbanzos, sal, pimienta y agua. Poner en el horno por media hora aproximadamente hasta que se vean los bordes doraditos y la preparación esté bien seca arriba. Cuando esté lista, dejar enfriar y luego cortar para comer. Es deliciosa, facilísima y muy econcómica. No puede fallar. Que la disfruten.

Anuncios