Anuncios

Crítica de “Secreto a voces”: Lo que vale es la intención

Por Miguel Krebs

Secreto a voces (Argentina/2018). Edición y dirección: Misael Bustos. Guión: Diego Braude y Misael Bustos. Fotografía: Salvador Kaplun. Investigación: Diego Braude y Marcela Reposi. Música: Guillermo Pesoa. Sonido: Manuel Valdivia. Duración: 76 minutos.

Luis Puenzo ganador del primer Oscar para la Argentina con “La historia oficial” tuvo tres hijos que siguieron sus mismos pasos. Son excelentes realizadores en el campo del film publicitario y del largo metraje. Los tres, Pepe, Nico y Lucía han formado la productora Puenzo Hnos, en la que Luís tiene injerencia. Algunos amigos de la escuela de cine donde han estudiado, son realizadores dentro de la productora y Misael Bustos, director de Secreto a voces, que ha realizado un documental anterior como opera prima que se llamó “El fin del Potemkin”, es apoyado por los Puenzos.

El largo metraje documental “Secreto a voces” se basa en cuatro historias contadas por sus protagonistas que buscan su identidad de origen, siendo ellas una excusa para ahondar en un problema mayor como es el tráfico de bebés en la Argentina. La intención de la película es buena pero como la mayoría de los documentales argentinos tiene un exceso de imágenes para rellenar los relatos en off del o los protagonistas. Es más, se puede prescindir de las imágenes y escuchar solo el audio para convertirse en un excelente programa de radio. Por otra parte la narración es muy confusa porque las protagonistas aportan nombres e informaciones enredando al espectador.

En mi opinión este tipo de documental no beneficia al cine argentino. Debe ser exhibido en un ámbito más propicio donde se puedan dar opiniones y adicionar más información como lo sucedido luego de la proyección en la sala auditorio del Centro Cultural Cotesma. Clara Lis Pereyra, una de las protagonistas del documental, expresó su agradecimiento al público que asistió a la proyección e instó a luchar contra el tráfico de bebes, aportando detalles de la agrupación que lleva esa misión. Por eso insisto que ese ámbito es la televisión. El público general lamentablemente no es muy amante del cine argentino si me tengo que regir por la cantidad de espectadores que asistió a las películas exhibidas este año en el espacio INCAA (con excepción de Re loca) y si encima proyectan un documental, solo vamos a ver el proyectorista y yo. Creo que la política del INCAA está errada dándole pantalla al documental sin haber consolidado el largo metraje de ficción. Secreto a voces se exhibe hoy y el sábado a la 20 hs solamente.

Anuncios