Preocupación de los vecinos por un fallo que prohíbe usar el vertedero de Alicurá

Una medida cautelar resuelta por la Jueza Andrea Di Prinzio Valsagna dictaminó que la provincia no podrá arrojar residuos en el predio de Alicurá. La presentación la hizo un ocupante del lugar que reclama la posesión, y que fue minimizada en su momento por funcionarios municipales y provinciales.

Esta decisión judicial, se da después de que los vecinos de Chacra 32 habían resulto suspender la medida de evitar el ingreso de vehículos para que no se dispusieran residuos en la planta SIRVe. En el día de hoy se realizará el segundo encuentro acordado después del reclamo, entre representantes de los vecinos, de la Defensoría del Pueblo y del Ambiente, concejales y funcionarios municipales,

La medida judicial dispone “el inmediato cese de las actividades de volcado de residuos, prohibiéndosele a la provincia del Neuquén, que continúe con el vertido de residuos de cualquier índole en el inmueble”. Según se indica las pruebas dan certeza de que “las obras que está realizando la provincia en el inmueble que poseen los actores distan de las descriptas por el Fiscal de Estado”.

Observa que no se hizo la geomembrana “para evitar el filtrado de los contaminantes” ni el cerco perimetral “para evitar que se esparza la basura y que ingresen animales de carroña”.

La magistrada encuentra que hay una urgencia acreditada “por el peligro en la demora y el riesgo de contaminación para el ambiente“ por la desidia “con la que se están tratando los residuos” sumado al riesgo para la actividad ganadera. Describió que hay bolsas de basura y presencia de neumáticos.

Según una nota publicada por el diario Río Negro, los impulsores de la acción judicial señalaron que desde el año 1964 Pedro Celestino Villagra, padre de Marta Alicia Vilagra, tenía derechos sobre esas tierras. Desde 1974 afirman que se realiza cría de ganado y que la señora Villagra además crió en el lugar a sus hijos, y que uno de ellos habita en la actualidad en la vivienda que está en el lugar.

Manifiestan su preocupación porque las tareas que hace la provincia de acopio de residuos contaminen dos vertientes de agua de las cuales se provee el ganado, que es su principal actividad productiva.

El predio en disputa es el primero de los tres basureros regionales que se proyecta hacer en la provincia. Se accede por la Ruta 237.

La subsecretaría de Ambiente hace pocos días sostuvo que el material que se enviaba al sitio correspondía a residuos domiciliarios adaptados antes en la planta SIRVE de San Martín de los Andes mediante compactación y encapsulación. Afirmaron que era impreciso decir que la basura que llega desde la localidad cordillerana y se acumula en el predio de Alicura era contaminante.

Además indicaron que estaba en marcha la colocación de las membranas y que la presencia de los neumáticos era transitoria hasta que se puede realizar el tratamiento.

error: Contenido protegido ante copia